Your browser (Internet Explorer 6) is out of date. It has known security flaws and may not display all features of this and other websites. Learn how to update your browser.
X
Post

Cabalgatas y tradiciones: una reflexión desde la experiencia de Rivas

¿Quién decide qué encaja o no en una ‘tradición’?, ¿cómo se construyen las ‘tradiciones’? Estas preguntas se me han encendido estos días a propósito de la ‘polémica’ farisea que el Partido Popular, Ciudadanos, organizaciones de extrema derecha y los medios de comunicación más conservadores han levantado sobre la presencia en la Cabalgata de Reyes de Vallekas de una carroza dedicada a la diversidad del barrio con perspectiva de género. Son preguntas, creo, más interesantes que las que quizás tendemos a preguntarnos ante este tipo de ofensivas reaccionarias (“¿para qué sirven las tradiciones si no para ser combatidas?”).

En Rivas, es ‘tradición’ que la Cabalgata de Reyes Magos sea fruto de un proceso participativo y creativo con la implicación del tejido social de la ciudad, y en concreto de las familias implicadas en las AMPAS de la Escuela Pública y las escuelas infantiles. En el seno del Consejo Municipal de Fiestas se trabaja la planificación de todo el evento, se decide una temática común –este año versará sobre ‘Alicia en el País de las Maravillas’, la famosa obra de Lewis Carroll- y a partir de ahí desde cada AMPA se encargan de preparar su carroza, en cuya elaboración se involucran hasta 800 personas en total. No tenemos carrozas de grandes empresas patrocinadoras. Este año, habrá hasta 16 carrozas ciudadanas –más las 3 de sus Majestades de Oriente, asistidos por ‘pajes’ voluntarias y voluntarios de los centros de mayores- y se espera una afluencia de público que supere las 15.000 personas a lo largo de todo su desarrollo.

Nuestra Cabalgata no podría explicarse sin ese compromiso. Sencillamente no existiría. Pero a la vez, su marcado carácter participativo y su arraigo en la implicación de las familias en la escuela pública, también han ido derivando en ‘otras tradiciones’; por ejemplo, una Cabalgata ripense sin insignias de la ‘Marea Verde’ no es una Cabalgata ripense. Y esto es así como expresión natural de la participación de las AMPAs.

photo5943039526031174235

La mayor fortaleza de la carroza del Orgullo Vallekano reside, precisamente, en que no ha sido una ‘ocurrencia’ del concejal de turno, sino que es fruto de una iniciativa vecinal, y por tanto, extensión de alguna manera de un sentir del barrio. Igual que las pancartas verdes en las carrozas de Rivas. Y eso es lo que hace que las tradiciones, que por supuesto están para ser cuestionadas, conduzcan, en ese proceso de ‘revisión colectiva permanente’, a nuevas ‘tradiciones’, es decir, a expresiones ampliamente compartidas de la cultura popular. Nadie cuestiona si encaja o no en la tradición una cabalgata patrocinada por el Corte Inglés, un desfile de ocas o un séquito de Bobs Esponjas, ejemplos a la orden del día. Pero cuando lo que se ‘cuela’ en la tradición surge directamente de la gente y atiende a valores que nos reconcilian con la defensa de la diversidad, de la igualdad, de los derechos, cuando lo que se ‘se cuela’ en la tradición es precisamente lo que la saca de la vitrina y la convierte en un algo más de hoy, más de todas y todos, los guardianes de la moral de naftalina se hacen los ofendidos. ¡Normal! Pero su cabreo no tiene que ver tanto con la moral o la pureza de la tradición sino con la constatación de que con este tipo de cosas gana terreno el protagonismo de la gente sobre pequeños grandes espacios de lo cotidiano.

Hay algo imbatible a la larga, y es la fuerza de la naturalidad con la que gente como la de las AMPAs de Rivas hace suya la tradición de la Noche de Reyes incorporando símbolos de aquello que las une y que tiene que ver no sólo con la lucha ‘política’ contra los recortes educativos sino fundamentalmente con la defensa de una Escuela que es ‘más’ pública cuanto mayor es la capacidad de las familias de vivir sus centros educativos como espacios de convivencia, relación y transformación del entorno más allá de lo lectivo. Es así como se definen referentes capaces de articular un sentido común más integrador y solidario. Es así como se van amasando cambios de calado. Es así como se construyen las tradiciones.

Felices Reyes

¿Te ha gustado? Pues difúndelo

Post

Feliz 2018

Feliz 2018

¿Te ha gustado? Pues difúndelo

Post

¿Qué le pasa al PP con el acceso de Rivas a la M-50?

El fin de semana pasado, representantes del equipo de gobierno de Rivas (de los grupos Somos Rivas –que engloba a IU y Equo- y Rivas Puede) y del grupo municipal socialista, en la oposición, nos encerramos durante 24 horas en el Ayuntamiento como protesta a la negativa del ministro de Fomento a sentarse a hablar de una solución acordada que haga posible el necesario acceso de la ciudad a la M-50. La enorme repercusión mediática que ha tenido el encierro, así como las numerosas muestras de apoyo recabadas entre vecinos y vecinas, unido a las más de 14.200 firmas recogidas por la Plataforma Ciudadana de Rivas, han desatado en el Partido Popular ripense una reacción tan lenta de reflejos –el encierro se produjo el viernes, y hasta el martes no se ha conocido su valoración, en una muestra más de su diligencia y capacidad de trabajo por nuestra ciudad- como confusa. Porque a estas alturas es difícil saber exactamente qué le pasa al PP con la conexión de Rivas Vaciamadrid a la M-50. En todo caso, no está de más repasar algunas de las perlas del argumentario que manejan tanto en su comunicado como en la nota difundida por el ministerio de Fomento y los comentarios de afines al PP en foros y redes sociales variopintas… More…

¿Te ha gustado? Pues difúndelo

Post

El PP y Ciudadanos nos “castigan” a no salir de Rivas

Uno, viendo la estrategia desplegada en materia de transportes e infraestructuras viarias desde todas las administraciones en las que gobierna el PP, empieza a pensar que lo que pretende este partido es que quienes vivimos en Rivas estemos castigados a no salir de nuestra ciudad. Mejor que no se nos vea mucho fuera del término municipal, no sea que le “peguemos” algo –nuestro inconformismo, nuestro compromiso, nuestra manera de entender lo común como una herramienta para transformar la vida cotidiana en algo mejor- a quienes viven en otras ciudades y pueblos de Madrid. Bromas aparte, pocas explicaciones quedan, si no, para entender por qué el PP, con la ayuda de su muleta Ciudadanos, ha vetado las enmiendas al Presupuesto estatal que hacían posible la construcción de la conexión de Rivas con la M-50, o por qué ambos partidos se han unido en la Asamblea de Madrid contra la unificación en una sola de las dos zonas tarifarias en que está partida nuestra ciudad, o porqué desde la llegada del Metro a Rivas en 1999, seguimos corriendo el riesgo de convertirnos en calabaza –cual princesa de cuento- si perdemos el tren que sale a las once de la noche de Puerta de Arganda.

Lo de la M-50 es de traca. El proyecto de abrir un enlace con esta autopista ya cuenta con un estudio de viabilidad que fue ratificado por el propio Ministerio de Fomento. En esta revisión de la propuesta inicial de conexión se simplifica la obra que pasa a costar menos de 8 millones de euros, una cantidad muy inferior a lo presupuestado en proyectos anteriores. En marzo pasado, la Junta de Portavoces aprobó por unanimidad apoyar una ronda de contactos del alcalde con los grupos parlamentarios del Congreso para trasladar esta inversión a los Presupuestos Generales del Estado, que se saldó como comentaba más arriba con el descuelgue de PP y Cs impidiendo que ni siquiera pudiese debatirse. Para colmo, lo curioso no es sólo la persistente negativa de Fomento a asumir sus competencias, sino que el Partido Popular de Rivas, de la mano de Cs, ha pasado de sumarse a la reivindicación ante el Gobierno estatal a declarar públicamente que es el Ayuntamiento quien debe financiar la obra, transitando en apenas dos meses del “unamos fuerzas pidiendo lo que es justo par Rivas” al “si lo quieres, págalo tú”, desoyendo que existe jurisprudencia del Tribunal Constitucional contra actuaciones “que vulneran competencias estatales al versar sobre vías integradas en la red de carreteras del Estado (STC 112/2012)”. Es decir, que la realización de esta obra por parte del Ayuntamiento no sólo sería injusta desde el punto de vista económico sino además ilegal y ajena al orden constitucional.

Mientras, la portavoz del grupo de Ciudadanos en Rivas, la misma que no presentó ni una sola propuesta a los presupuestos municipales, ha declarado en un medio de comunicación en relación a la responsabilidad de sacar adelante la obra de la M-50 que “ahí no nos queremos meter”. Ni tienen posición ni se la espera.

La falta de credibilidad de estos partidos en materia de mejora de la conexiones y transportes de Rivas roza el escándalo. Desde este grupo, seguiremos trabajando por el máximo consenso local al respecto, porque con unidad seremos más fuertes para conquistar nuestras reivindicaciones, pero los y las vecinas deben conocer quién es quién en esta historia.

¿Te ha gustado? Pues difúndelo

Post

Elecciones europeas en Rivas: algunas claves para una primera valoración

  • De una primera lectura rápida se extrae la irrupción con fuerza de Podemos como fuerza más votada (21,09%) y el desplome del bipartidismo: el PSOE baja del 42,3% de 2009 al 17,15% (25 puntos) y el PP, del 32,76 al 16,9% (casi 16 puntos, la mitad de su electorado).
  • Izquierda Unida, con un 17,18% frente al 11,49% de 2009, sube de tercera a segunda fuerza política, incrementa su porcentaje de voto en seis puntos y duplica el número de votos.
  • El resultado de UPyD (12,7% frente al 8,6% anterior) confirma igualmente ese desplome del bipartidismo.
  • El resultado de IU en Rivas es casi 7 puntos por encima de la media regional (10,51%): somos el 2º municipio en porcentaje de voto con mejor resultado para IU en Madrid (el primer municipio grande, ya que sólo supera por unas pocas décimas Villaconejos).
  • El voto de la ciudadanía ripense tiene claves diferentes en elecciones autonómicas, generales o europeas, respecto al voto en elecciones municipales. La mayoría política de IU en el ámbito municipal tiene unas particularidades que históricamente no se han visto afectadas de manera negativa por la movilidad del voto en otras convocatorias electorales. Como ejemplo, baste comparar el resultado de las europeas de 2009 (11,49%) respecto a las municipales de dos años antes, 2007 (45,44%), o de dos años después, 2011 (45,34%). O ese resultado de las municipales de 2011 (45,34%) con el de las autonómicas del mismo día (21,62%). More…

¿Te ha gustado? Pues difúndelo

Post

Una recomendación: ‘Modistillas’

Esta semana, al visitar una librería para hacer un recado concreto, ocurrió lo que suele pasar cuando vas a una librería a hacer un recado concreto: que además de hacer el recado, te llevas ‘de propina’ algún otro libro que te entra por los ojos. Un flechazo librero en toda regla. En esta ocasión, no pude irme sin el ejemplar de ‘Modistillas. Pioneras en la integración laboral de la mujer (1929-1936) – En imágenes’. Es una obra de Iñaki Mendoza Gurrea y Nuria García de la Noceda, editada por Creaciones Vincent Gabrielle.

More…

¿Te ha gustado? Pues difúndelo

Post

Las gafas de Toni

El pasado 11 de septiembre se conmemoraba el 40º aniversario del golpe militar que, con el patrocinio de los Estados Unidos y su secretario de Estado Henry Kissinger, terminó en Chile con el gobierno de la Unidad Popular de Salvador Allende. Aquel 11-S de 1973 impuso, con Pinochet a la cabeza, una de las más sanguinarias dictaduras del Cono Sur y enterró el despertar esperanzador de un pueblo que había decidido escribir su destino de puño y letra. Las gafas de pasta de Allende son, todavía hoy, el símbolo de un Chile que lanzó una mirada diferente a su futuro.

Por las gafas de Allende veía todo un pueblo. La fuerza de aquel médico socialista que prefirió quitarse la vida antes que entregarle el poder a los militares vendepatrias, era la fuerza de cada chileno y de cada chilena comprometida con la meta certera de un país mejor. Y la fuerza de todos ellos y ellas juntas. More…

¿Te ha gustado? Pues difúndelo

Post

Sudeuropa y soberanía ciudadana [Por un polo democrático y alternativo para una primavera europea (II)]

Retomando donde me quedé en mi anterior entrada, me parece importante caracterizar bien en qué punto estamos en el mapa político de la Unión Europea para construir un relato alternativo y apuntar hacia otros referentes posibles con que convocar a una nueva mayoría política y social en nuestro país ante la perspectiva de las elecciones europeas de 2014.

La crisis económica ha hecho del déficit democrático estructural de la Unión Europea una triste obviedad: su engranaje institucional no supone sólo un ‘mamotreto’ burocrático poco poroso o percibido como distante de la ciudadanía. El papel de un Parlamento prácticamente despojado de una capacidad legislativa real por iniciativa propia, a mayor gloria de una Comisión europea sobre la que tampoco tiene un control democrático efectivo de hecho, están en el corazón mismo de la creciente desafección ciudadana hacia “Europa”. More…

¿Te ha gustado? Pues difúndelo

Post

2014: ¿Nos atrevemos a construir un polo democrático y alternativo para una primavera europea? (I)

La perspectiva de la convocatoria electoral al Parlamento europeo en junio de 2014 está despertando un vivo debate en diferentes ámbitos de la izquierda (o las izquierdas) en el Estado español, a propósito de la necesidad de formalizar una candidatura lo más unitaria y plural posible que agrupe a las diferentes organizaciones políticas y además se “abra” a la incorporación de representantes de la sociedad civil comprometida, desde personalidades de renombre hasta activistas de los movimientos sociales emergentes. Este debate discurre de manera paralela, cuando no directamente está trenzado con ella, a una reflexión de mayor calado sobre la profunda transformación que está viviendo la política: la forma de entender la política y de participar políticamente.

En mi opinión es, por tanto, un debate que va más allá de la estrategia concreta de cómo afrontar de la manera más idónea y con mejores posibilidades de buenos resultados una convocatoria electoral. Lo que de verdad nos estamos jugando es cómo construir una alternativa que se perciba capaz de disputar espacios reales de hegemonía, cómo concretamos redes de confluencia para recuperar soberanía democrática, y eso significa hacer las cosas de otra manera. Ya, ya sé que las consignas grandilocuentes sobre la “nueva política” tiene muy poco de nuevo y que en muchas ocasiones remiten a mantras recurrentes en debates que la izquierda ha jugado a tener en los últimos 30 años.

More…

¿Te ha gustado? Pues difúndelo

Post

Portazos giratorios

Gerard Depardieu se planta a Hollande y anuncia que las obligaciones fiscales “impuestas” por el presidente galo lo empujan a marcharse de Francia y fijar su residencia en otro país. El hombre que encarnó al Olmo Dalcó en el ‘Novecento’ de Bertolucci se resiste a cualquier tentativa de que quienes más tienen, más aporten al fisco para garantizar la viabilidad de un Estado más necesario y a la vez más amenazado que nunca en estos tiempos de crisis, expolio financiero y desmantelamiento de lo público.

Es curioso cómo quienes más se jactan de orgullo patrio –identificándose con esa derecha que iza discursos chovinistas y que dice tener la unidad y la defensa de “la nación” como causa irrenunciable- son los primeros en abandonar el barco del bien común cuando se les pide un esfuerzo para que esa misma patria no se hunda. Curioso, o no tanto, en verdad. Lo raro es, incluso, que un Gobierno europeo se plantee (aunque sea, como Hollande, pacata y testimonialmente) que una fiscalidad justa es, en estos momentos, la medida más “patriota”. Por desgracia, el denominador común en esta Europa de mercaderes son los gobiernos vendepatrias que con una mano premian a los defraudadores y especuladores (la amnistía fiscal de Rajoy y Montoro es buena prueba de ello) y con la otra ceden soberanía a una UE en la que el control democrático efectivo ni está, ni se le espera. More…

¿Te ha gustado? Pues difúndelo